Frutas de temporada para tu salud

Frutas de temporada para tu salud

Con la llegada del sol, vienen una gran variedad de frutas de temporada ricas y coloridas para la alimentación de la embarazada sea más saludable y variable. Recuerda que los médicos recomiendan tomar mucha fruta y verdura, estando o no en estado, pero si lo estas, con más razón aun.

Albaricoque:

Gusta a niños y mayores debido a su dulce sabor, y contiene mucho, lo que hace que esta fruta sea ideal para proteger la piel y las mucosas gastrointestinales, y par a mantener la visión en perfectas condiciones. La acción antioxidante del betacaroteno es muy valiosa para prevenir el ataque de los radicales libres, hasta el punto de que varios estudios le atribuyen la capacidad de proteger de varios tipos de tumores.

La sandia:

Con un contenido en agua que supera el 95%, se encuentra entre las frutas de temporada más refrescantes. A pesar de su sabor dulce, contiene una pequeña cantidad de azucares y solo proporciona quince calorías por cada cien gramos de pulpa. Es ideal para futuras mamas que deben controlar su peso, es diurética y ejerce una  descongestionante de las vías respiratorias y protectora del hígado.

El melón:

Es muy rico en sales minerales, como el potasio, y en vitaminas que hacen del melón sobre todo del amarillo, un complemento dietético muy natural. El melón remineraliza, tonifica, es útil para combatir la anemia y parece eficaz en la prevención del infarto y del ictus, gracias a la presencia de adenosina, un compuesto  que tiene actividades anticoagulantes.

La ciruela:

Gracias a su contenido en azucares simples, las ciruelas combaten la fatiga. Es una fruta rica en vitaminas (sobre todo A) y enzimas. Posee propiedades diuréticas, desintoxicantes y estimulantes del sistema nervioso, especialmente, si se toma en ayunas. La presencia de fibra  soluble y de algunos componentes específicos también garantizan una acción laxante.

La cereza:

Las primeras cerezas llegan al mercado en abril o mayo, pero el punto álgido de la producción es en junio. Proporcionan pocas calorías, unas treinta y ocho por cada cien gramos de pulpa, y tienen una acción depurativa de la sangre y desintoxicante. Gracias a su contenido en sales minerales, las cerezas llevan a cabo una acción remineralizante en el organismo.

Y del huerto aconsejamos:

 

La zanahoria:

Es un depósito natural de vitamina A, proporcionada en la forma de su precusor, el betacaroteno. Además de estimular la producción de melanina (el pigmento protector que nos pone morenos) aunque no es recomendable tomar el sol estando embarazada. El betacaroteno se transforma en vitamina A en el organismo, mejorando la visión y protegiendo la piel y las mucosas. Es ideal para proteger del sol la piel y para evitar la aparición de estrías en las zonas de riesgo para la futura mama.

 

El pepino:

Contiene más agua que la leche, hasta 96 gramos por cada cien de pepino. Por lo tanto, es un alimento magnifico para quitar la sed, perfecto para hidratar el organismo de las mamas y de los niños, especialmente expuesto al riesgo de deshidratación estival. No es nada calórico, actúa como un discreto diurético y está indicado en dietas hipocalóricas, para las futuras mamas que tienden a ganar más peso del debido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *